6 de abril de 2016

Pueblos germánicos - Ariovisto, Galos y Colonia

Siguiendo donde lo dejamos anteriormente en la historia de Alemania...

Roma acabó en el año 101 a.C. con la última amenaza del pueblo germano que durante años campó a sus anchas por su imperio y tras la derrota de los cimbrios, los teutones y los ambrones nadie se había sublevado contra ellos.

Pero unos 60 años más tarde las aguas volvieron a enturbiarse.
En el 70 a.C. una nueva amenaza apareció en el horizonte del Imperio. Un grupo de germanos, liderados por el jefe de los suevos, Ariovisto, decidió cruzar el Rin, frontera natural entre el Imperio Romano y el territorio de los germanos. Se adentraron en el este de la Galia y pretendieron asentarse.

Pero lo romanos no iban a tolerar esa invasión, además, la anterior marcha de los cimbrios por sus tierras aún estaba muy reciente en la memoria de Roma, y todavía dolía.
Así pues, el Imperio tomó cartas en el asunto y mandó al cónsul de la Galia, Julio César, a detener esta invasión y a expulsar a los intrusos de vuelta al otro lado del Rin.

Los germanos no querían irse, los romanos no les dejaban quedarse y al final pasó lo que tenía que pasar.


En el año 58 a.C. los dos ejércitos se enfrentaron en Mühlhausen, en la actual Alsacia, Francia y allí César derrotó a los bárbaros. Los historiadores de la época cuenta que Ariovisto consiguió huir cruzando de vuelta el Rin, pero nada más se supo de él. Se presupone que su vida no fue muy larga, ya que para los germanos aquellos que huían carecían de honor y muchos se suicidaban antes de ser asesinados por sus compañeros.

Tras esta nueva incursión de los germanos en la Galia, la paz volvió a instaurarse de forma momentánea en el Imperio Romano, pues ese mismo año los celtas entraron de lleno en el punto de mira de Roma y de nuevo, el cónsul de la Galia, Julio César tomó partido en la historia, dando así lugar a la llamada Guerra de las Galias (del 58 a.C. al 51 a.C.).


La Galia era por fin territorio romano, los celtas había sido prácticamente aniquilados y los germanos se encontraban bien replegados en su lado derecho del Rin. Aún así algunas escaramuzas perturbaban de vez en cuando la paz del Imperio Romano.

Un pueblo germano aliado de Roma, los ubios, estaban asentados en el lado izquierdo del Rin, cuya capital era Ara Ubiorum. En ella nació Julia Vipsania Agripina, más conocida como Agripina la Menor. 

Con el paso de los años, en esta misma ciudad se fundó una colonia para veteranos romanos, y se le puso el nombre de Colonia Claudia Ara Augusta Agrippinensium, en honor al emperador Claudio y a Agripina, madre del emperador Nerón.

Esta ciudad aún sigue existiendo en la actualidad bajo el nombre de Colonia, Köln.

El Rín era la frontera natural entre Roma y los pueblos bárbaros que habitaban al otro lado, pero para ayudarse en la tarea de defender la frontera, el Imperio Romano fue haciendo aliados entre los germanos.
A los jefes de las tribus los agasajaban, les concedían títulos y tierras. Pero no por ello estuvieron exentos de pagar tributos, de hecho eran ellos, los jefes los que tenían que hacer el pago más alto. Para cerrar la alianza con Roma estos debían de entregarles un hijo propio, lo suficiente pequeño como para que pudiese ser reeducado y aprendiese la cultura romana.

Estos niños eran enviados a Roma, les enseñaban todo lo que un ciudadano romano debía saber, idiomas, política y combate. Al final todos estos conocimientos tenían el efecto deseado. Los antiguos niños germanos se convertían en verdaderos ciudadanos romanos.

Eso fue lo que intentaron hacer con Arminius, el hijo de Segimer, el jefe de los querúscos, aunque en esta ocasión todo salió al revés de como Roma lo había planeado... Pero esto lo veremos en otra ocasión.


Mientras tanto en España...
Los romanos ya llegaron hace mucho tiempo a la península, en el año 25 a.C. fundaron Augusta Emerita (Mérida) y a lo largo de los años se fueron abriendo paso poco a poco a través de Hispania hasta que en el año 29 a.C. solo queda un último reducto por conquistar, lo que serían en la actualidad Asturias y Cantabria. Todo acabó en el año 19 a.C. con el fin de las llamadas Guerras Cántabras.


Roma no solo se hizo fuerte al norte y oeste de sus fronteras, durante muchos años se habían ido expandiendo por el sur y en el año 30 a.C. se consolidó su poder en Egipto tras el suicido de Cleopatra.


Quitando todos los emperadores y personalidades romanas; Julio Cesar, Marco Antonio, Bruto, Craso y Virgilio entre muchos otros, hay otro personaje importante que vivió en esta época, Espartaco. Un esclavo convertido en gladiador que le dio a Roma más de un dolor de cabeza.

Una de las cosas que más me sorprendieron de este hombre fue su origen, Tracia. Nunca me dio por buscar la ubicación de esta región, sabía que era una provincia romana, pero hasta hace poco no supe con exactitud donde se encontraba.


Resulta que es una región del sureste de Europa y engloba una parte de la actual Bulgaria, Grecia y la Turquía europea. Ya digo que nunca me dio por buscar la ubicación, pero nunca me hubiese imaginado que se encontraba allí, mucho menos con la idea que el cine nos puso en la cabeza. Rubio y de piel clara...
No conozco mucha gente de estas regiones, pero no creo que la gran mayoría tengan ese aspecto.

Y desviándome un poco del tema, pero siguiendo con Espartaco, ¿habéis visto la serie de Spartacus? Personalmente me gustó bastante, pero era una pena saber el final del personaje, uno se "spoilea" a sí mismo.



En la siguiente entrada de historia regresaremos a Germania, donde tras unos cuantos años de relativa calma todo se pone patas arriba.

________

Esto tan solo ha sido una pequeña parte de lo que es la historia de Alemania, aún queda mucho que contar y mucho que aprender. ¿Te vienes con nosotros de viaje al pasado?

Un saludo!!






No hay comentarios:

Publicar un comentario

¡Buenas!

¿Te ha gustado esta entrada? ¿Te ha parecido interesante? ¿Estás en desacuerdo? ¿Tienes algo que aportar sobre este tema?
Yo os cuento mis experiencias, y todo aquello que me parece digno de mención sobre este país, ¿te animas a compartir tu opinión y experiencia con nosotros?
Siempre me alegro cuando veo nuevos comentarios, así me da la sensación de que no hablo conmigo misma...

Muchas gracias por leerme y por comentar.

PD: Es posible que algunas veces los comentarios den fallos. Escribís, lo enviáis y luego no aparece... No lo he borrado, es un error que da Blogger y no consigo averiguar que es. Si la entrada no es muy antigua podréis encontrarla en la página del blog en Facebook, allí podéis escribir también.

¡¡Un saludo!!

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...