28 de noviembre de 2013

Los cuchillos del zapatero


¿Sabéis? Algunas veces pienso que me falta un hervor, que mis padres me hicieron con poco empeño o que cuando repartieron los cerebros yo estaba en la fila de los culos, o vete tú a saber que. 
Pero es que hay que tener muy pocas luces para que te esté doliendo algo, por eso de las malas posiciones, pero como estoy tan cómoda no me muevo, llamadlo vagancia o simplemente estupidez y allí me quedé. ¿Resultado? Un pequeño desgarro en el bíceps… bien por mi! Y el maldito duele, sobre todo cuando tengo que trabajar. Algunas veces los masajes son pequeñas torturas endulzadas por palabras de consuelo de mis pacientes, que me miran con una mezcla de pena y estupor, porque autolesionarse por dejadez es para hacérselo mirar.

Pero prometo que nunca jamás volveré a hacerlo, palabras que le dije a una de mis pacientes y que acabaron en una de esas frases hechas en alemán que me encantan: Durch Schaden wird man klug. A través del daño te vuelves inteligente, y por desgracia lleva toda la razón del mundo, lamentablemente nadie aprende en cabeza ajena y además la letra con sangre entra… frases hechas todas ellas con más razón que un santo y con poco misterio en su origen, pero que nunca fallan. 
Bueno, quizás haya una o dos personas en este mundo que aprendan de los errores de los demás, pero son de las menos, afortunados ellos.

Durante estos días y a raíz de mi autolesión estúpida, me han dicho un proverbio más, porque una misma es fisio y trabajo en una clínica de fisioterapia, trato los problemas de la gente, curo esguinces, contracturas y un amplio abanico de lesiones, pero aquí sigo yo con la mía. Que lo máximo a lo que he llegado ha sido a ponerme hielo y echarme una crema, porque hacer lo que tendría que hacer duele… una es tonta, aunque por ahora el límite de masoquismo aún no lo he cruzado, y además existe un rumor que dice que en casa de herrero cuchillo de palo, o como me dijeron el otro día, der Schuster hat die schlechtesten Schuhe, el zapatero tiene los peores zapatos. Y vaya que si llevan razón…



Y esto no se limita a España, no señores, en la cultura alemana también se lleva, un paciente mío es la viva imagen de este proverbio y le hace honor todos los días del año. Es Dachdecker de profesión, que tristemente en español no sé cuál es la equivalencia, los que arreglan los tejados de las casas, ¿techadores? ni idea, pero vamos, uno de esos. 
El que, de hecho, se ha encargado de acondicionar para el invierno que llega los tejados de todo el pueblo, de todas las casas menos de la suya. Que tiene las tejas medio caídas y dentro de poco, cuando se ponga a llover bien o a nevar, tendrá unas bonitas goteras. Pero como siempre dice: al acabar de trabajar lo que menos me apetece es volver a subirme a la escalera a arreglar un tejado más.
Pues lo mismo me pasa a mí y si a eso le añadimos que encima el tratamiento también duele, pues ya está todo dicho…

Pero bueno, ya que me habéis encontrado así tendréis que quererme, con mi estupidez incluida.

¿Alguna vez habéis vivido una de estas situaciones de cuchillos de madera en casa de un herrero?
Por cierto, también lo he escuchado con cuchara, en lugar de cuchillo, ¿cuál utilizáis vosotros? ¿Conocéis alguna otra versión?

________


El alemán es un idioma muy rico, tiene una gran cantidad de palabras y de expresiones que muchas veces desconocemos, pero para descubrirlas solo tienes que pinchar en este enlace: Peculiaridadesdel alemán.

Un saludo!



No hay comentarios:

Publicar un comentario

¡Buenas!

¿Te ha gustado esta entrada? ¿Te ha parecido interesante? ¿Estás en desacuerdo? ¿Tienes algo que aportar sobre este tema?
Yo os cuento mis experiencias, y todo aquello que me parece digno de mención sobre este país, ¿te animas a compartir tu opinión y experiencia con nosotros?
Siempre me alegro cuando veo nuevos comentarios, así me da la sensación de que no hablo conmigo misma...

Muchas gracias por leerme y por comentar.

PD: Es posible que algunas veces los comentarios den fallos. Escribís, lo enviáis y luego no aparece... No lo he borrado, es un error que da Blogger y no consigo averiguar que es. Si la entrada no es muy antigua podréis encontrarla en la página del blog en Facebook, allí podéis escribir también.

¡¡Un saludo!!

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...