21 de octubre de 2013

Las cebollas mágicas

Parece que el otoño está en pleno apogeo, con días de abrigo y casi hasta bufanda y otros de chaqueta, donde los abrigos permanecen en el armario, de la bufanda ni me hables. Con cambios de temperatura según placer que ya quisiera para sí el desierto.
Así que es normal que un alto porcentaje de la población residente en las teutonías tengo algún síntoma de resfriado.

El otro día llegué a la clínica con un dolor de oído derecho considerable, y si, solo derecho, no sé por qué, pero el izquierdo parece estar inmunizado a todo. Recibí por parte de mi jefa los remedios caseros más… no sabría muy bien cómo definirlos, ¿apestosos?
El plan consistía en partir una cebolla, cortarla en trozos pequeñitos, calentarla en el horno, colocarla en un trapo y ponérmela en el oído.
Por si eso no funcionaba tenía un plan B desarrollado, que era parecido al A. Había que espachurrar la cebolla y calentarla hasta que esta fuese líquido y una vez conseguido esto ir echándotelo en el oído cuando ya no quemase, en plan gotas…

Llamadme escéptica, loca o lo que queráis, pero preferí pasar del remedio casero. Que no es que dude de las propiedades curativas, incluso algunas veces hasta mágicas de la cebolla, pero me da que en este caso puede llegar a ser peor el remedio que el olor que se quedaría allí…

Este no ha sido mi primer encuentro con los defensores de las cebollas, el invierno pasado ya me crucé con un par de ellos.
Por si alguno no lo sabe la cebolla es penincilina de la buena, y para los resfriados no hay nada mejor.
Para eliminar la tos hay que colocar media cebolla debajo de la almohada y el humano que tenga la cabeza ahí apoyada dormirá de un tirón y sin un solo carraspeo.
Si hay varios habitantes con el mismo problema a solucionar también puedes probar a dejarla en mitad de la habitación. La cebolla hará el mismo efecto y te librarás de tener que tirar una almohada a la mañana siguiente, eso si, no podrás cerrar las ventanas en un tiempo aproximado de 48 horas.

A la clínica también me ha llegado gente con dolor de espalda diciendo que por más que se daba friegas de cebolla en la espalda el dolor no se quitaba y que al final ha tenido que ir al médico.

Es curioso, pues si os metéis en internet y buscáis remedios con cebolla, os saldrán muchas páginas donde aparecerán los que os acabo de mencionar, y en español, que esto parece ser que no es solo cosa de teutones, hay hispanohablantes que también la utilizan.

Confieso que por ahora me niego a que mi habitación huela a puesto de Kebap, pero quien sabe si algún día leo esta entrada y ya estoy tan alemanizada que me sorprendo a mi misma por no haberlo hecho antes…



¿Y vosotros? ¿Alguien ha probado alguna vez un remedio de estos caseros? ¿Funciona realmente la cebolla? Compartid vuestra experiencia!!


Un saludo!!

 

9 comentarios:

  1. Hola,

    Sabía un poco de los remedios caseros con la cebolla, de hecho, se dice que es mano de santo para todo y no sabía que en Alemania también. Es decir, me acaba de pasar lo contrario que a tí, yo ya conocía los remedios cebolleros por mi abuela y demas tradiciones pero no sabía que en alemania también se llevaba esto.

    Yo tampoco soy de remedios caseros, prefiero palmarla pero si que es verdad y se dice que la cebolla es el gran y el único secreto de la buena cocina. (o era el ajo).....da igual.

    Lo que me sorprendió en Alemania son esos humidificadores que usas cuando tienes un constipado, los venden en el DM por ejemplo y va de perlas, te pones a respirar ese vapor mentolado y lo drenas todo. En España estaba el Vick Vaporú o algo así que viene a ser lo mismo pero no usabamos recipientes ni nada por el estilo, eso me sorprendió para bien.

    Si lo de la cebolla te dió repeluz, una vez estando en Cadíz de vacaciones (soy de barcelona) me queme demasiado, rollo guiri, pues el remedio que me recomendaron fue bañarme en vinagre... por supuesto no lo hice.

    Creo que los remedios caseros más asquerosos los encontré en el sur de España y en el sur de Italia.

    Saludos desde algún sitio del sur de alemania.

    ResponderEliminar
  2. Bufff, con lo que lloro yo cada vez que me toca picar cebolla... como para darme friegas con ella por la espalda.
    Alucino con algunos remedios caseros. Yo no conocia ninguno.

    Salu2.

    ResponderEliminar
  3. Yo soy muy fan de estas cosas!
    La mujer con la que viví en Köln curaba los resfriados con agua de gengibre. Y VAYA SI FUNCIONA! Para infecciones bucales infusión de tomillo.... funciona!!

    Yo lo único "remedio" que conozco de la cebolla es: quien come cebolla, le crece la....

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues si funcionan los remedios que dices, quizás, aunque muy poco probable, en algún momento los pruebe...

      Eliminar
  4. Lo de la cebolla cortada lo había oído, ahora lo de las gotas ya es too much 4 me!


    XX

    ResponderEliminar
  5. Hola!! No es que sea una apasionada de los remedios caseros, pero con los niños empleo la cebolla para calmar la tos. Parto una cebolla por la mitad, y dejo media cebolla en la habitación, lo más cercano a ellos... y funciona... no tosen tanto. También preparo un jarabe casero, corto cebolla, la dejo macerar durante ocho horas con medio limón un tres cucharadas de miel, Después elimino la cebolla y tomamos un par de cucharitas cada hora más o menos. Un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues parece que al final lo de respirar cebolla si que sirve, creo que en este largo invierno que se aproxima voy a tener oportunidad de poner a prueba a la cebolla. Aunque ese último potingue no me insipa nada de confianza, cebolla con limón y miel... ufff

      Un saludo Martika!!

      Eliminar
  6. Pues yo ya me he apuntado unos cuántos, vivan los remedios caseros jeje.
    Cuando te apetezca cuéntanos más cosillas de este estilo, son la mar de interesantes :D
    Un beso guapa

    ResponderEliminar

¡Buenas!

¿Te ha gustado esta entrada? ¿Te ha parecido interesante? ¿Estás en desacuerdo? ¿Tienes algo que aportar sobre este tema?
Yo os cuento mis experiencias, y todo aquello que me parece digno de mención sobre este país, ¿te animas a compartir tu opinión y experiencia con nosotros?
Siempre me alegro cuando veo nuevos comentarios, así me da la sensación de que no hablo conmigo misma...

Muchas gracias por leerme y por comentar.

PD: Es posible que algunas veces los comentarios den fallos. Escribís, lo enviáis y luego no aparece... No lo he borrado, es un error que da Blogger y no consigo averiguar que es. Si la entrada no es muy antigua podréis encontrarla en la página del blog en Facebook, allí podéis escribir también.

¡¡Un saludo!!

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...